Postura de la Mariposa – Baddha Konasana

Aprende a practicar la postura de la Mariposa o Baddha Konasana usando bloques

Baddha Konasana: La Guía Definitiva para la Postura de la Mariposa con Bloques

La práctica del yoga se enriquece con posturas que no solo fortalecen el cuerpo, sino que también cultivan la flexibilidad y la serenidad mental. Entre estas, la postura de la Mariposa, conocida como Baddha Konasana, emerge como una opción poderosa para abrir las caderas, estirar los músculos de las ingles y proporcionar un efecto calmante al cuerpo y la mente.

Entrando en la Postura de la Mariposa

  1. Preparación inicial: Comienza sentándote en el suelo con la espalda erguida y las piernas extendidas frente a ti.
  2. Flexiona las rodillas: Dobla las rodillas y junta las plantas de los pies, permitiendo que las rodillas se abran hacia los lados.
  3. Alineación adecuada: Mantén las manos apoyadas en el suelo a los lados de las caderas para mantener el equilibrio.
  4. Ajusta la distancia: Asegúrate de que las plantas de los pies estén presionadas una contra la otra, aproximadamente a 3 – 4 puños de distancia de la pelvis.
  5. Utiliza los bloques: Al entrar en la postura, enfoca en mantener la espalda erguida. Los bloques pueden ser útiles para alargar la columna vertebral levantando ligeramente el esternón y ofreciendo soporte adicional.

Variaciones de la Mariposa con Bloques para Mayor Comodidad y Profundidad

  1. Bajo las caderas: Coloca bloques debajo de las caderas para elevar la pelvis ligeramente. Esto ayuda a aliviar la tensión en las caderas y brinda mayor comodidad durante la permanencia en la postura.
  2. Bajo la frente: Siéntate sobre una manta o bloque apilado, permitiendo que la frente descanse cómodamente. Esta variante favorece la relajación y el descanso durante la práctica.
  3. Bajo la barbilla: Para aquellos con menor flexibilidad, colocar un bloque bajo la barbilla ayuda a mantener la postura con mayor facilidad, sin tensión excesiva en el cuello.

Consejos para una Práctica Óptima

  • Respiración consciente: Durante la permanencia en la postura, enfócate en respirar profundamente, manteniendo un ritmo regular y constante.
  • Escucha a tu cuerpo: A medida que practicas, presta atención a las sensaciones en tu cuerpo. Evita cualquier dolor agudo y respeta tus límites personales.
  • Salida gradual: Al finalizar, suelta las manos de los pies, estira las piernas y vuelve lentamente a la posición inicial.

La práctica regular de Baddha Konasana con bloques no solo mejora la flexibilidad de las caderas y la zona inguinal, sino que también calma la mente y promueve la relajación profunda. Experimenta las diferentes variantes con bloques para encontrar la que mejor se adapte a tu cuerpo y necesidades, permitiendo que la postura de la Mariposa te guíe hacia una mayor apertura y bienestar en tu práctica de yoga.

La postura de la Mariposa, también conocida como Cobbler (Zapatero) o Baddha Konasana es una postura que estira los músculos de las ingles, mejora la flexibilidad de las caderas y estimula los órganos abdominales. También se conoce por su efecto calmante y relajante.

¿Quieres mejorar tu flexibilidad?

Tengo un programa de 10 días que te puede interesar:

Tal vez te interese este otro artículo:

Truco para mejorar en tu postura de Cuclillas si se te levantan los talones

TODAS mis clases de Yoga – Fitness – Mindfulness están al 50%

Scroll al inicio